7 PROPIEDADES DE LA SANDÍA QUE PUEDEN AYUDARTE EN TU MENOPAUSIA

En esta época de calor, nos apetece tomar alimentos ligeros y refrescantes. Una de las frutas más consumidas en el verano es la sandía. Y hoy quiero hablaros de sus múltiples beneficios y qué puede aportarnos en esta etapa de la menopausia.

La sandía tiene numerosas propiedades que la hacen muy beneficiosa para la salud

1.- Hidrata

Por su alto contenido en agua (92%), es una fuente excelente para la hidratación del organismo, y además contiene muy pocas calorías.

2.- Refuerza el sistema inmunológico

Al ser rica en vitamina C, ayuda a mejorar nuestro sistema inmune. Esta vitamina no la produce nuestro cuerpo, así que es necesaria tomarla con la dieta. También llamada ácido ascórbico, es antioxidante y es fundamental para la formación de los vasos sanguíneos, los cartílagos, los músculos y el colágeno en los huesos.

3.- Ayuda a mejorar la salud ocular y prevenir algunos trastornos de los ojos

Algunos estudios indican que la vitamina C, junto con la vitamina A, que también está presente en la sandía, ayudan a prevenir la degeneración macular asociada a la edad (DMAE). Así mismo, también parece que personas con niveles más altos de vitamina C, corren menos riesgo de sufrir cataratas.

4.- Posee una acción anti inflamatoria y antioxidante

El licopeno presente en la sandía es un poderoso antioxidante y anti inflamatorio. Otro potente antiinflamatorio que podemos encontrar en esta fruta veraniega es la curcubitacina E, o tripterpenoide, que bloquea la actividad de la enzima causante de dolor, fiebre e inflamación.

5.- Ayuda a mantener la salud de los huesos

El licopeno nos ayuda a mantener los huesos fuertes y sanos, algo esencial en esta etapa para prevenir la osteoporosis. Además la sandía también contiene pequeñas cantidades de potasio, lo que contribuye a retener el calcio en el cuerpo y mejora la salud de los huesos y articulaciones.

6.- Favorece la pérdida de peso

La sandía contiene citrulina, que ayuda a prevenir la acumulación de grasa corporal

7.- Beneficia la salud cardiovascular

Algunos estudios científicos dicen que el consumo de sandía tiene efectos benéficos sobre los vasos sanguíneos. En concreto la citrulina refuerza el corazón y la circulación. Y parece que también hay relación entre su consumo y el mejoramiento de la función arterial y de la hipertensión en mujeres post menopausicas.

Todas estas propiedades hacen de esta fruta un alimento esencial que podemos consumir aprovechando la temporada estival.

Sin embargo, es importante consumirla con moderación, pues su alto contenido en fructosa puede hacerla dañina en cantidades excesivas.

Siendo conscientes de esto último podemos consumirla y elaborar multitud de recetas deliciosas, saludables y resfrescantes.

Si os apetece saber algunas de ellas os animo a suscribiros a mi página de Facebook donde iré subiendo algunas de ellas en los proximos días.

Confío en que este breve artículo te haya resultado útil y si crees que puede ser interesante para alguien más, te agradezco si lo compartes.

Millones de gracias.